El Solomon R. Guggenheim Museum de New York acoge del 5 de octubre al 23 de enero la primera gran exposición que explora el uso del blanco y negro del artista español Pablo Picasso a lo largo de su prolífica carrera. Pocos artistas han ejercido tanta influencia en generaciones posteriores como Picasso, una de las figuras imprescindibles en arte del siglo XX. 

Picasso estuvo continuamente investigando, inventando y dibujando en estos tonos monocromáticos en los que la calidad gráfica recuerda a las pinturas del Paleolítico y la tradición de dibujo europeo, que desarrollan un lenguaje visual primario usando carbón y pigmentos minerales simples. Pero al adoptar esta paleta restringida, Picasso también fue fiel a la tradición española, siguiendo los pasos de maestros anteriores cuyo uso predominante era el negro, como El Greco, José de Ribera, Diego Velázquez, Francisco de Zurbarán o Francisco de Goya. 

El equipo de TF Editores, en colaboración con  las editoriales Prestel y DelMonico, ha trabajado con la comisaria de la muestra, Carmen Giménez, para generar atractivo producto tanto por su belleza formal como por su rigor científico. En él se presenta un estudio cronológico, desde 1904 hasta 1971, en el que se investiga las contribuciones de Picasso para el desarrollo del arte en el siglo XX y ofrece nuevas perspectivas sobre su visión y métodos de trabajo. Con más de 150 reproducciones, esta publicación bellamente ilustrada incluye ensayos, de notables estudiosos de Picasso que examinan la fascinación del artista con el negro y el blanco como un correlato de su interés obsesivo por la  línea, la forma, la influencia del dibujo, el uso de tonos blanco y negro en relación a la fotografía y su lenguaje complejo pictórico y escultórico. TF Artes Gráficas se ha encargado de la impresión y producción de este catálogo, disponible en rústica y cartoné, y del que se está preparando una reimpresión debido el gran éxito que esta teniendo.

Imágenes